Mientras mayor es la lucha más glorioso es el triunfo.

El éxito en la gestión de ventas es directamente proporcional al conocimiento del producto. Los vendedores más efectivos conocen las F.O.D.A. de sus productos o servicios. Y cuando se trata de Profesionales Independientes o Emprendedores el desafío es aún mayor porque éstos, en primera instancia, deben conocerse a si mismos y luego deben saber cómo, cuando y dónde darse a conocer a su target o público objetivo.

Datos que surgen de múltiples consultoras señalan que un altísimo porcentaje subestima al propio conocimiento, con lo cual no sólo pierden efectividad al ocupar puestos donde no pueden desplegar su potencial y lo que es peor aún se sobre exigen al no poder fluir en sus tareas y alcanzan niveles de stress que repercute en perdidas de tiempo y dinero.

Por todo esto es de suma importancia dedicar tiempo y recursos al autoconocimiento; a la elección de una carrera o profesión que nos apasione; al diseño, revisión y ajustes frecuentes de nuestros planes y objetivos; a la capacitación y entrenamiento constante para estar a la vanguardia; a trabajar en una mentalidad ganadora sea cual fuere el rubro elegido y a tomar acción cada día con un auténtico sentido de urgencia. Menuda tarea! Pero el resultado es ni más ni menos que el éxito. El cual podría tener una nota aparte, pero vamos a definirlo como alcanzar esos objetivos que diseñamos, revisamos y ajustamos en función de nuestros sueños, deseos y necesidades, los cuales pueden y seguramente irán cambiando a lo largo de nuestra vida.

En mi caso personal, pasé una buena cantidad de años peleado con la palabra VENTAS. Mis primeros trabajos fueron en promoción y ventas de productos y servicios. Luego fui empleado del Estado durante ocho años, trabajando como Locutor, hasta que elegí desplegar mis alas y probar mis capacidades en el extranjero. Más precisamente en los Estados Unidos, donde aprendí un concepto muy valioso del que nunca más pude despojarme: Brindar Servicio. En los primeros meses de mi exilio rechazaba los trabajos de ventas. Hoy creo que detrás o debajo de esas decisiones subyacía el miedo al rechazo. ¿A quien le gusta ser rechazado después de todo?. Pero por ese entonces no entendía que el rechazo, en tal caso, era al producto o servicio y no, a mi persona. De hecho pude entender que cada vez que me postulaba a un trabajo estaba “vendiendo” mis virtudes y capacidades, y no pasé un solo día sin trabajo en aquellos quince meses en los que fui un extranjero legal. Como si eso fuera poco me vendí tan bien que logré acceder a una visa de Corresponsal y, por ende, al codiciado “Social Security”. Todo gracias a mis distinciones de periodista y productor, ¿o a las de vendedor?. Algún tiempo después me di cuenta que si me conocía muy bien a mi mismo; mis valores; mis talentos y todo mi potencial, iba a ser un profesional exitoso, no solo por diferenciarme brindando un servicio de excelencia o siendo profesional y efectivo en mi rubro, sino porque iba a tener la capacidad de venderme como nadie, destacando mis fortalezas y todo aquello que me hace único.

Hoy, en el marco de una jornada de Coaching que facilité con mucho placer, volví a ver la genial obra de Eduardo Verastegui , con el genial Nick Vujicic, a quien cada día admiro un poco más. Y volví a tomar nota de una frase que quiero poner en un recuadro: “Mientras mayor es la lucha, más glorioso es el triunfo”. Necesitamos más Coaches como Méndez para que desafíen nuestros límites y no nos compren nuestros cuentos de “NO posibilidad”. Si aún no conocieron a Méndez, los invito a ver esta obra maestra del Cine Independiente que en sólo veinte minutos nos deja una gran enseñanza de vida. Espero que lo disfruten y, como siempre, les agradezco sus comentarios.

Fernando Girasol

Coach Ontológico Profesional // Coaching Ejecutivo y Deportivo. Personal y Equipos. // En mayo de 1993 fue facilitador por primera vez en un retiro espiritual y allí empezó a transitar el camino del Coaching, cuando todavía la profesión no existía como tal. // Se formó y certificó como profesional en el modelo Ontológico, Constructivista y Sistémico (Avalado por AACOP-FICOP) // Se especializó como Coach Deportivo y Coach del Potencial (Talentum- ICF). Se graduó además como Locutor Nacional (ISER) y Periodista (UCA). // Fue profesor de Periodismo Digital y Nuevas Tecnologías de la Información, entre otras materias. // Colaboró como Director de Prensa y Comunicación en la Delegación CABA-GBA de la AACOP (Asoc. Argentina de Coaching Ontológico Profesional). // Es Co-Fundador y Director Periodístico de PressCoaching. // Dictó talleres de liderazgo en el Centro de Formación Deportiva de Christian "Chaco" Giménez en México. Como así también charlas y conferencias en Colombia y Uruguay. // Como parte del Cuerpo Técnico del Club Social y Deportivo Liniers logró el ascenso a la categoría C del torneo de la AFA. // Fue coach del área Mentality de ácumen, el centro de entrenamiento para deportistas de alto rendimiento. // Algunos de los Beneficios de un proceso de Coaching con Fernando Girasol: - Identificar la brecha que hay que recorrer para alcanzar los objetivos deseados. - Mejorar la comunicación y las relaciones en los vínculos personales y profesionales. - Adquirir hábitos saludables. - Adquirir herramientas para gestionar Emociones y Estados de Animo. - Practicar el arte de la Escucha Activa y Generosa. - Identificar las F.O.D.A. (Fortalezas. Oportunidades. Desafíos y Amenzas) - Diseñar el futuro deseado.

2 Comments

  1. Muy bueno Fer. Me gustó mucho lo de cada vez que buscamos trabajo estamos “vendiendo” nuestras virtudes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *